5 comentarios to “Una desolación: una intensa reflexión al final de la vida”

  1. Ciberclub de lectura 24 de abril de 2014 a 1:43 #

    Chicos, hoy iba a escribir y publicar el post correspondiente a la primera parte, pero estoy enferma, ya vine algo tocada del viaje de Semana Santa. Fiebre. Mañana, sin falta, espero poderlo hacer. Mis disculpas. ¿Cómo va esa lectura?

  2. Kelly 24 de abril de 2014 a 12:46 #

    Hola a todos,
    Ante todo para Chus, que te mejores, espero que solo hayan sido los cambios de temperatura del viaje.
    ¿Qué tal de vacaciones los demás?.
    He comenzado con el libro y lo primero que aprecio es que el título corresponde realmente a lo que nos encontramos. Desgraciadamente la actitud del protagonista es bastante frecuente en personas de cierta edad, que amargados al ver el fin de sus días, sin haber satisfecho sus expectativas en la vida, se vuelven en contra de todo y de todos en un vano intento de rebelarse ante el hecho inexorable de la vejez, la monotonía,la decrepitud y la muerte.
    Sin embargo lo encuentro muy incoherente y contradictorio en sus planteamientos; puesto que todo lo que critica en la vida de los que le rodean, todo eso que encuentra tan patético cuando nos deja entrever su vida anterior se deja claro que él no lo ha hecho mucho mejor, incluso los temores o manías de los demás que tanto critica, él las hace exactamente igual o peor, todavía más ridículas y patéticas.
    Lo que nos deja la autora son profundas y corrosivas frases para reflexionar sobre la vida, muy profundas pero de las que nadie tiene la respuesta.
    Comentaría y ejemplificaría todo esto, pero veo que nadie ha leído todavía el libro, y no me gustaría aguarselo. Lo dejo para la próxima.
    Saludos

  3. Luisa 24 de abril de 2014 a 17:38 #

    Hola a todos,espero que hayáis tenido buenas vacaciones y Chus que te mejores.Con respecto al libro yo creo que esta primera parte de la novela muestra a un personaje que sufre una profunda soledad y, por ende, una corrosiva amargura que proyecta sobre todos los demás, esposa, hija, yerno, amigos, empleada de hogar y sobretodo, su hijo. Está inmerso en un bucle, una neurosis obsesiva cuyo fin es evidenciar la mediocridad intelectual de los que le rodean y que dicen sentirse felices. Samuel no cree en el concepto existencial de la felicidad, solo cree en su búsqueda , afirmando que solo hay satisfacción en la esperanza.
    Estoy de acuerdo con Chus en que es corta, fácil de leer pero muy densa. Su intensidad requiere una lectura muy tranquila, pausada, con muchas interrupciones para pensar y asimilarlo y a veces, incluso, para descifrarlo. Me está resultando entretenida y con ganas de conocer el desenlace.
    Ya escribiré más cuando la finalice.

  4. fjbarral 26 de abril de 2014 a 0:21 #

    ¡Ejem! Espero que te mejores Chus y los demás que disfrutaran de las vacaciones. Yo he estado y estoy bastante liado, y escaso de tiempo, por lo que sintiendolo mucho no voy a poder leer este libro (además ni siquiera he podido conseguirlo). ¡Os deseo una buena lectura y que surjan muchos comentarios! Estaré atento a vuestras opiniones y retomaré la lectura con el próximo libro. ¡Un saludo! 🙂

  5. rosario sanchez 7 de mayo de 2014 a 1:24 #

    hola el libro recien me ha llegado hoy pero voy a empezar a leerlo e intentare alcanzarlos antes de comenzar el proximo. es un libro muy dificil de coneguir en mi pais, en las librerias ni sabian quien era jazmina reza y lo compre por internet pero demoro en llegar saludos rosario

Ahora te toca a ti

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s